Buscanos en las redes sociales

Central Mutante ::.

Detrás de sus ojos: un thriller… fantástico

Series

Detrás de sus ojos: un thriller… fantástico

Analizamos uno de nuestros destacados de febrero, que trepó rápidamente a los primeros puestos del ranking netflixero.

Esta reseña es una trampa. Tiene que serlo, porque es la reseña de una miniserie muy tramposa. Si fuese una reseña honesta, les arruinaría completamente la experiencia, sería como escribir una crítica de Sexto Sentido (The sixth sense, 1999) y decir de entrada que el detective está muerto. Sí, Detrás de sus ojos (Behind her eyes) es «ese tipo» de historias, de las que dependen de una vuelta de tuerca final para su resolución. Y es «ese tipo» de historias solo pueden ser valoradas correctamente revelando el giro más o menos inesperado de la trama, diseccionándolo para demostrar o refutar su credibilidad.

Bueno, pero esta no es «ese tipo» de notas.

 

100% SPOILER-FREE

Louise (Simona Brown) es una joven divorciada, que vive junto a su hijo Adam (Tyler Howitt) a quien dedica la mayor parte de su vida. Una noche sale a tomar algo con su mejor amiga y cuando esta la deja plantada en el bar, termina conociendo a David (Tom Bateman). No van más allá de un beso, pero aún eso resulta ser demasiado, ya que al día siguiente ambos descubren que él es el nuevo psiquiatra que se incorpora al consultorio donde ella es secretaria tres veces a la semana. Vamos, que a besado a su nuevo jefe.

En principio ambos acuerdan que la cosa no puede ir más lejos, no solo por la relación laboral, sino porque él está casado. Casado, pero no feliz. Su relación con Adele (Eve Hewson) es por decir poco, complicada. Alcohol, fármacos, drogas pesadas… al igual que en el poema de Borges, a la rica heredera y el cabizbajo doctor no los une el amor, sino el espanto. Y se pone peor cuando Louise y Adam al fin se saltan la regla de «no pescar en el estanque de la empresa».

Como si todo no fuera ya suficientemente complicado, un encuentro casual hará que la amante se convierta en la única amiga de la esposa engañada, que se encuentra sola en una ciudad nueva. A medida que la relación de Louise con ambos (David y Adele) avanza, la chica se verá impelida a tomar partido por uno de los dos ya que, tal como su mejor amiga le dice en un momento «no puedes enamorarte de ambos».

 

SUMIDOS EN EL DESCONCIERTO

Esta miniserie se basa en la novela homónima de Sarah Pinboroug publicada en 2017 y el principal atractivo del argumento, tanto en el libro como en su adaptación, es el completo desconcierto en que nos sume. ¿Quiénes son Adele y David? ¿Qué oculta cada uno de ellos? ¿Por qué siguen sosteniendo esta sórdida relación? Las mismas preguntas que se hace la protagonista nos las hacemos nosotros. Las claves para obtener las respuestas van apareciendo lentamente y muy cerca del final. No es exactamente un «Deus Ex Machina» ya que la solución no brota de la nada… es más bien una «Pistola de Chejov» tardía. El dramaturgo ruso postulaba que no debe haber elementos superfluos en una narración: «Si dices en el primer capítulo que hay un rifle colgando de la pared, en el segundo o en el tercer capítulo se debe descolgar. Si no va ser disparado, no debería haber estado allí desde un principio». Solo que Detrás de sus ojos no cuelga el metafórico rifle hasta bastante entrada la narración. ¿Es esto bueno o malo? Me veo obligado a dejar que juzguen ustedes mismos.

La serie está muy bien actuada, lo que es otro punto a su favor. Eve Hewson tiene por delante un papel muy difícil y lo lleva a cabo en forma sobresaliente. También destaca Robert Aramayo como Rob, el amigo que Adele conoce en el psiquiátrico. Pero el nivel general es muy bueno.

Son tan solo seis episodios de aproximadamente una hora cada uno… ¿Podría haberse resuelto en la duración de una película promedio? Quizás, pero realmente no siento que le esté sobrando metraje. Quizás se podrían recortar algunas escenas que involucran al ex marido o la mejor amiga de Louise, pero no representarían un cambio sustancial.

En definitiva, considero que es una miniserie que hay que ver. Como ya dije, no es larga, no aburre en ningún momento (por el contrario, te tiene pendiente de su resolución) y está bien actuada. ¿El final puede decepcionarte? Sí… pero es un riesgo que vale la pena correr.

 

 

Comentar

Más en Series

Trending

CM! PODCAST

To Top

Desarrollado por Offshoot media